Ha vuelto elcabildo.org en Cuaresma; y para quedarse. Es bueno saber que cuando cese el bombardeo de noticias cuaresmeras, la gente de elcabildo.org seguirá al pie del cañón. Es bueno que en unos tiempos en que tanto se mezcla la opinión con la información y, a veces, es difícil también distinguir entre el reportaje y el publi-reportaje, haya cañones preparados para disparar de verdad y no con bolas de nieve. El secreto está en la independencia, en no depender de grupos de presión, ni de castas intelectuales que tratan de imponer sus criterios al resto del mundo cofrade. Hay muchos reyes desnudos paseando por ahí sin que nadie sea capaz de advertirles de su desnudez.

Recuerdo los tiempos en que llegó el cine de arte y ensayo que contaba incluso con salas especializadas. Algunos, los más valientes, le llamaban cine de «arte y engaño» y no se cortaban a la hora de reconocer que acudían a una famosa sala de sillones muy cómodos para echarse una siesta. Era muy arriesgados decir que una película no te había gustado, te había aburrido o no la habías entendido. Serias tachado de ignorante. Pues, sin ir más lejos, aquí, en el mundo cofrade también se ha impuesto el arte y ensayo. Hay carteles que se entienden y que colocas en tu despacho para que tus visitantes disfruten con ellos; y otros que prefieres colocar en un lugar más discreto, para no tener que responder varias veces al día a la pregunta: «¿Esto qué é lo que é?». Y muy respetuoso para no ofender a nadie ir contestando a uno por uno: «Esto es arte y ensayo».

Lo dicho, que es bueno volver en Cuaresma para quedarse. Hay muchos días al año para disfrutar de las Bellas Artes, sin descartar el arte y ensayo en un cartel, en un diseño de trono, en el proyecto de una casa hermandad o en una imagen restaurada.

Archivado en: Cuaresma, elcabildo.org.