El Obispado de Málaga lanza un nuevo paquete de recomendaciones para para prevenir el contagio del coronavirus Covid-19 en toda la Diócesis pero, por el momento, mantiene el culto de los templos. Las eucaristías se celebrarán en sus horarios habituales aunque con medidas de prevención extraordinarias, al objeto de minimizar el contacto entre los fieles. En un comunicado público, instan a que se supriman las celebraciones sacramentales o actos de piedad de gran afluencia; ya sean actos de culto público, como la celebración de procesiones o vía-crucis, o de otra índole y que puedan generar concentración de personas, como retiros o conferencias cuaresmales.

El primer llamamiento de la Iglesia malagueña a los fieles es «atenerse a las normas y criterios que marquen las autoridades sanitarias y gubernamentales en cada momento». En este sentido, siguiendo las directrices que marca el Gobierno, recuerdan que el número de asistentes a cualquier cita debe ser menor que el aforo del lugar; en torno a un tercio, para permitir la distancia mínima establecida entre las personas. Fuentes del Obispado consultadas explican que dejan a criterio de cada sacerdote las medidas de control de aforo de los templo para la celebración de la eucaristía.

El Obispado de Málaga llama al compromiso y a la responsabilidad de todos los católicos, sobre todo respecto a quienes son más vulnerables. Igualmente, invita a todos los católicos malagueños a rezar individual o comunitariamente, mediante el rezo del Santo Rosario y la Liturgia de las Horas, por aquellos que, en todo el mundo, sufren las consecuencias del virus Covid-19, así como por el personal sanitario encargado de atender a los afectados y por los científicos que investigan para encontrar un remedio.

 

Recomendaciones del Obispado de Málaga ante el coronavirus

  1. Atenerse a las normas y criterios que marquen las autoridades sanitarias y gubernamentales en cada momento.
  2. Retirar el agua bendita de las pilas de los templos.
  3. Se pide a los fieles recibir la comunión en la mano.
  4. Si algún fiel cristiano insiste en recibir la comunión en la boca, se le invita a recibirla cuando todos los demás fieles hayan comulgado.
  5. Que los sacerdotes y ministros extraordinarios de la Comunión realicen el lavado/desinfectado de las manos antes y después de distribuir la Comunión.
  6. Que no se ofrezca la comunión bajo las dos especies. En caso de concelebración, que los sacerdotes lo hagan por intinción.
  7. El Rito de la Paz en la Misa es litúrgicamente opcional. Si se hace debe limitarse a un gesto de inclinación de cabeza junto a las palabras «la paz contigo», sin entrar en contacto entre personas.
  8. En los actos de piedad como los besamanos a las imágenes de Nuestro Señor Jesucristo y de la Santísima Virgen María los fieles deben limitarse a hacer una inclinación o lanzarle un beso al aire.
  9. Que no se realicen actividades o reuniones masivas en las dependencias parroquiales. El número de asistentes debe ser menor que el aforo del lugar; en torno a un tercio, siguiendo las directrices marcadas por las autoridades sanitarias y gubernamentales, para permitir la distancia mínima establecida entre las personas.
  10. Que se supriman las celebraciones sacramentales o actos de piedad de gran afluencia (confirmaciones, via-crucis, retiros, conferencias cuaresmales).
  11. En el caso de los funerales se recomienda solo la presencia de los familiares y allegados.
  12. Que el sacramento de la penitencia se ofrezca a los fieles respetando las medidas de seguridad establecidas para evitar el contagio.
  13. Se suprimen las catequesis de forma presencial (de niños, jóvenes y adultos) hasta después de Semana Santa; y también las actividades de formación en los centros teológicos.
  14. Todos los actos correspondientes a la Visita Pastoral del Obispo quedan aplazados.
  15. Se aplazan, hasta nueva indicación, las celebraciones diocesanas convocadas por las Delegaciones y Departamentos, hasta que la autoridad sanitaria considere oportuno reanudar la actividad habitual.
  16. Se aconseja a las personas mayores y más vulnerables que se unan a la oración y a la celebración de la Eucaristía a través de los medios de comunicación. El canal 13TV emite todos los días la Santa Misa y La2 de Televisión Española, todos los domingos.
  17. Se solicita extremar las medidas higiénicas y sanitarias en los templos y organismos diocesanos para evitar la extensión de la enfermedad. Los templos pueden estar abiertos algunas horas del día para que los fieles puedan rezar privadamente.