En la Semana Santa de Málaga, el orden de paso por el Recorrido oficial no nos ha contado mucho sobre la solera de las hermandades a causa de los numerosos cambios de posición dentro de cada jornada. Además, por si fuera poco, la puesta de largo del nuevo trazado del itinerario común se ha llevado por delante, no sin alguna polémica sonada -como el caso de Zamarrilla-, el orden procesional de las jornadas tradicionalmente más inmovilistas.

Por tanto, es difícil deducir cuál es la decana (o decanas, en algunos casos) de cada una de las jornadas procesionistas, siempre teniendo en cuenta que contamos desde el momento en que éstas se regularizaron y ordenaron con la fundación de la Agrupación de Cofradías en 1921.

Al echar una mirada general, lo primero que llama la atención es una característica que no se repite en otras celebraciones de España: el Miércoles Santo se nutre desde primera hora de cofradías de postín, tal y como si fuera alguno de los dos días grandes de la Semana Santa: Jueves y Viernes Santo. ¿Es quizá la ausencia de una ‘Madrugá’ lo que pudiera haber favorecido que esta jornada contase con el prestigio y peso propio de los otros dos días del Triduo Sacro?

El Señor del Huerto, en los años veinte, cuando salía en Lunes Santo. (@cofradiasmalaga)

Así las cosas, los días menos nutridos fueron, desde el comienzo, el Lunes Santo y el Martes Santo. El Lunes Santo ya contó desde 1921 con la presencia de la cofradía de la Oración del Huerto y, desde 1923, con la del Ecce Homo; corporaciones ambas que, se da la circunstancia, acabarán pasando al Domingo de Ramos. La de los Mártires lo hará en 1931 y la Humildad en 1986, tras salir un año más, en 1924, y no volver a las calles hasta entonces.

En ese Lunes Santo de 1924 a estas hermandades se le unirá la de los Gitanos. Sí; sería la tercera en pisar el Lunes Santo, pero es la más antigua de las que actualmente lo hacen. La decana del día. Las siguientes cofradías (Pasión, Jesús Cautivo y la de los Estudiantes) se unirían a partir de mediados de los años treinta. Antes de éstas, sólo la hermandad de la Sentencia pasará por el Lunes Santo, pero se trasladará al Martes Santo ya en los años cuarenta.

Martes Santo que es otra jornada muy peculiar, con la Estrella (o de la Humillación, para ser estrictamente historicistas) como decana del día, que se aferró a dicho día desde que se instauró el Recorrido oficial en 1921 aunque, curiosamente, su ingreso oficial en la Agrupación consta posterior, en 1924.

Fusionadas será cofradía de Martes Santo hasta 1950. (@cofradiasmalaga)

Acompañarán a la Humillación en este tercer día de la Semana Santa las Cofradías Fusionadas que, frente a lo que muchos pudieran pensar, será hermandad de Martes Santo hasta 1950, pasando desde 1951 al Miércoles Santo. En 1925, por su parte, ya constan en este día las tradicionales cofradías del Rocío (Jesús de los Pasos) y el Rescate.

La jornada de Palmas tiene, obviamente, en la Pollinica a la decana del día. Siempre salió en Domingo de Ramos, salvo excepciones como la de 1935, en que lo hará en Jueves Santo. La Sagrada Cena, desde su primera salida en 1925, será la segunda en incorporarse a este primer día de la Semana Santa -con la misma excepción de 1935-, pero como es sabido lo abandonará en 2001, pasando al Jueves Santo.

El Domingo de Ramos se irá nutriendo con el caso ya mencionado de la Oración del Huerto, en los años treinta, y no será ya hasta 1949 cuando se incorpore la cofradía del Prendimiento.

Más de la mitad del actual Miércoles Santo ya salía en esa misma jornada en 1921

Miércoles, Jueves y Viernes Santo han sido los días, claramente, con menos vaivenes. En el caso de la primera jornada, desde 1921, las hermandades de la Paloma (Jesús de la Puente del Cedrón),  Jesús ‘El Rico’, la Sangre y la Expiración han nutrido esta jornada y rara vez se han desmarcado de las mismas.

El Jueves Santo ocurre exactamente igual con las corporaciones de Mena, Misericordia, Zamarrilla y Esperanza. Todas, casi por sistema, participarán en esta jornada desde la fundación de la Agrupación de Cofradías en 1921, excepto Zamarrilla que lo hará desde 1922. En 1939 se incorporará la cofradía del Cristo Mutilado y diez años más tarde lo hará la de Viñeros.

Finalmente, el Viernes Santo tiene por decanas a dos de las cofradías fundadoras de la Agrupación de Cofradías: el Santo Sepulcro y la Soledad de San Pablo. Y siempre con la Virgen de Servitas cerrando los desfiles procesionales.

La Soledad de San Pablo, hasta los sucesos de los años 30, ocupaba un puesto de privilegio tras el Santo Sepulcro y precediendo a la procesión de Servitas

Se da la circunstancia de que, hasta 1931, la Soledad de San Pablo ocupaba un puesto de privilegio, marchando tras el Santo Sepulcro y antecediendo a la Orden de Servitas. Pero en los itinerarios de la posguerra, la hermandad trinitaria ya parece perder este rango y comienza a constar en los itinerarios delante de la Cofradía Oficial de Málaga.

Las incorporaciones de la cofradía del Amor en 1924 y la de la Piedad en 1929 seguirían nutriendo la jornada de luto de la Semana Santa de Málaga, además de la fugaz presencia de la cofradía del Descendimiento, que saldrá de 1926 a 1930, para luego disolverse hasta los años setenta.

Desde  la llegada de la nueva etapa de resurgimiento, que la marca la incorporación a la Agrupación de Cofradías de los Dolores de San Juan en 1978, es el Domingo de Ramos el día que más se está viendo nutrida por estas corporaciones. Y es que en la actualidad, de los nueve cortejos, seis pertenecen a este período, empezando por el Ecce Homo, que llegó en 1986. Y es que, también hablando de nómina de cofradías, el Domingo de Ramos parece también ‘la Pollinica’ de los días de Semana Santa.